ÁREA DE ASOCIADOS
          Acceso Webmail¿Olvidaste la contraseña? 

Mayo - Agosto 2012

pdfDescargar Documento1.24 MB

rev cc cg 8

  • Peritonitis tuberculosa como causa de dolor abdominal agudo
    J.J. Gómez Herrera, A. Marín Toribio2, M. Castaño Reyero2, E. Martínez Chamorro.
    Departamento de Diagnóstico por Imagen, Servicio de Radiodiagnóstico, Hospital Rey Juan Carlos, Madrid. Sección de Radiología de Urgencias, Servicio de Radiodiagnóstico, Hospital Universitario 12 de Octubre, Madrid
  • Fractura de cuerpos cavernosos
    J. Martínez Ruiz, C. Martínez Sanchiz, J.G. Lorenzo Romero, J.A. Virseda Rodríguez.
    Servicio de Urología. Complejo Hospitalario Universitario de Albacete
  • Metástasis hepáticas de rápida aparición tras gastrectomía subtotal por adenocarcinoma gástrico
    M. Díaz-Tobarra, M. Adrianzén Vargas, F. López Mozos, R. Martí Obiol.
    Unidad Esófago-gástrica. Servicio de Cirugía General y del Aparato Digestivo
  • Apendicitis aguda en paciente con situs inversus totalis no conocido como causa de dolor en fosa ilíaca izquierda
    J.J. Gómez Herrera, C.M. Liébana de Rojas, L. Koren Fernández, E. Martínez Chamorro.
    Departamento de Diagnóstico por Imagen, Servicio de Radiodiagnóstico, Hospital Rey Juan Carlos, Madrid. Sección de Radiología de Urgencias, Servicio de Radiodiagnóstico, Hospital Universitario 12 de Octubre, Madrid
  • Manejo terapéutico de la fístula linfática cervical como complicación de las disecciones de cuello
    S. Alonso, E. Ferrero, M. Donat, M. Hidalgo.
    Servicio de Cirugía General y del Aparato Digestivo. Hospital Universitario 12 de Octubre, Madrid

 

CASOS CLÍNICOS DE CIRUGÍA GENERAL completa su enfoque pedagógico con un cuestionario de autoevaluación acerca de cada uno de los casos clínicos presentados en la revista, disponible únicamente en formato electrónico en la página web de la Asociación Española de Cirujanos (www.aecirujanos.es), apartado "Publicaciones".

A continuación se publican las preguntas correspondientes al número anterior de CASOS CLÍNICOS DE CIRUGÍA GENERAL, junto a las respuestas correctas y acompañadas de su razonamiento. Para cuestiones relativas a la acreditación, por favor, consultar la página web de la Asociación Española de Cirujanos www.aecirujanos.es.

 

Respuetas Casos Clínicos de Cirugía General. Volumen 4. Número 2


PERITONITIS TUBERCULOSA COMO CAUSA DE DOLOR ABDOMINAL AGUDO

1. Señale la respuesta falsa de entre las siguientes opciones:

A. La tuberculosis peritoneal debe ser sospechada en pacientes con dolor abdominal procedentes de zonas endémicas.    

B. La placa de tórax normal no excluye la existencia de tuberculosis.    

C. Una ecografía permite sospechar la existencia de patología peritoneal.    

D. Un test de Mantoux positivo no implica la existencia de un proceso tuberculoso activo.    

E. El cultivo de esputo permite un diagnóstico rápido y preciso de la existencia de proceso tuberculoso activo.

Respuesta correcta: E.
El cultivo del bacilo tuberculoso tarda en obtenerse entre 4 y 6 semanas, y su negatividad no excluye la existencia de tuberculosis.

 

2. Sobre la tuberculosis peritoneal es cierto:

A. Es indolora y el diagnóstico es por exclusión.    

B. En la cirugía, el aspecto macroscópico del peritoneo no orienta sobre posibles procesos granulomatosos.    

C. Las pruebas radiológicas pueden no ser capaces de diferenciar la tuberculosis peritoneal de procesos como la linfomatosis o la carcinomatosis peritoneal.    

D. Cursa invariablemente con patología pulmonar.    

E. Un test de Mantoux negativo descarta esta entidad.

Respuesta correcta: C.

El diagnóstico diferencial es con neoplasias peritoneales primarias y secundarias, y muchas veces la diferenciación es imposible.3-7 El Mantoux puede ser negativo en pacientes VIH con tuberculosis. La tuberculosis peritoneal puede cursar con dolor abdominal y sin patología pulmonar.

 

3. Sobre el diagnóstico y tratamiento de la tuberculosis peritoneal es falso:

A. En un VIH con tuberculosis activa los tests de sensibilidad pueden ser reiteradamente negativos.    

B. La ausencia de bacilos en el líquido ascítico descarta esta entidad.    

C. La ausencia de bacilos en esputo no descarta esta entidad.    

D. La cirugía puede estar indicada de entrada en estos pacientes.    

E. El tratamiento antibiótico varía de unos pacientes a otros en función de su estado de inmunosupresión.

Respuesta correcta: B.
La cantidad de bacilos en el líquido ascítco es muy escasa y su negatividad (al igual que en esputo) no excluye la enfermedad.2 La cirugía puede tener que realizarse de entrada en caso de obstrucción intestinal. En inmunodeprimidos puede haber anergia y el tratamiento antibiótico es más prolongado.

 

4. Es cierto sobre el diagnóstico de tuberculosis peritoneal:

A. La biopsia de peritoneo puede mostrar los característicos granulomas no necrotizantes.    

B. La ecografía es la técnica de elección para el diagnóstico de patología peritoneal al ser una técnica no invasiva y no irradiar.    

C. La existencia de pruebas específicas para la detección del bacilo tuberculoso con resultado negativo no permiten descartarla.    

D. La analítica es diagnóstica en la mayoría de los casos.    

E. Existen en la TC hallazgos patognomónicos de esta enfermedad.

Respuesta correcta: C.
La negatividad de pruebas específicas para el diagnóstico de la tuberculosis no la descartan.2 La prueba radiológica de elección es la TC, aunque no aporta datos patognomónicos. Los granulomas son necrotizantes.

 

5. Sobre el tratamiento de la tuberculosis peritoneal señale la respuesta correcta:

A. La cirugía no está indicada.    

B. El tratamiento antibiótico largo (durante 4 meses) es suficiente en la mayoría de los casos.    

C. Hay que abandonar durante un período de siete días el tratamiento antibiótico previamente a la realización de la cirugía.    

D. En casos de obstrucción intestinal la cirugía puede estar indicada.    

E. Tras la cirugía no es necesario continuar con el tratamiento antibiótico.

Respuesta correcta: D.
La cirugía está indicada, por ejemplo, en casos de obstrucción intestinal y cuando no se obtiene respuesta al tratamiento antibiótico. El tratamiento antibiótico abarca entre 6 y 9 meses. No es necesario suspender el tratamiento antibiótico antes de la cirugía, y éste debe ser continuado tras la operación.


BIBLIOGRAFÍA

  1. Na-ChiangMai W, Pojchamarnwiputh S, Chitaipanarux T. CT findings of tuberculosis peritonitis. Singapore Med J. 2008;49:488-91.    
  2. Ruiz-Manzano J, Blanquer R, Calpe JL, Caminero JA, Caylà J, Domínguez JA, et al. Normativa SEPAR: Diagnóstico y tratamiento de la tuberculosis. Arch Bronconeumol. 2008;44(10):551-66.    
  3. Mizuki N, Katsumi H, Manabu M, Akira Y, Hiroyuki U, Kosho T. Primary retroperitoneal neoplasms: CT and MR imaging findings with anatomic and pathologic diagnostic clues. Radiographics. 2003; 23:45-57.    
  4. Fishman EK, Kuhlman JE, Jones RJ. CT of lymphoma. Spectrum of disease. Radiographics. 2001; 11:647-69.    
  5. Guirat A, Koubaa M, Mzali R, Abid B, Ellouz S, Affes N, et al. Peritoneal tuberculosis. Clin Res Hepatol Gastroenterol. 2011;35(1):60-9.    
  6. Hong KD, Lee SI, Moon HY. Comparison between laparoscopy and noninvasive tests for the diagnosis of tuberculous peritonitis. World J Surg. 2011; 35(11):2369-75.    
  7. Flores-Álvarez E, Tello-Brand SE, López-López F, Rivera-Barragán V. Tuberculosis peritoneal. Informe de siete casos. Cir Ciruj. 2010;78:67-71.    
  8. Wang WN, Wallack MK, Barnhart S, Kalani AD, Storrs SL. Tuberculous Peritonitis: Definitive Diagnosis by Laparoscopic Peritoneal Biopsy. The American Surgeon. 2008;74:1223-4.

 

FRACTURA DE CUERPOS CAVERNOSOS

1. ¿Cuál es el mecanismo más frecuente de rotura de cuerpos cavernosos?

A. Idiopática.    

B. Erección mantenida.    

C. Coito intempestivo.    

D. Congénita.    

E. Manipulación.

Respuesta correcta: C.
La rotura de la albugínea que envuelve a los cuerpos cavernosos puede ser consecuente a un traumatismo contuso sobre el pene o bien a una sobreangulación del mismo (hechos que confluyen con más frecuencia durante un coito intempestivo). Para que este hecho ocurra es condición necesaria que la albugínea se encuentre sometida a la tensión que ocasiona una fuerte erección.
Asgari MA, Hosseini SY. Penile fractures: Evaluation, terapéutico appriachos ADN long termino resuts. J Urol. 1996;148-149.

 

2. El método diagnóstico más importante en la rotura de cuerpos cavernosos es:

A. Arteriografía.    

B. TC.    

C. RMN.    

D. Anamnesis y exploración física.    

E. ECO.

Respuesta correcta: D.
El diagnóstico se basa en la historia clínica y la exploración física. Si aún así existen dudas se pueden utilizar diversos métodos diagnósticos complementarios. El traumatismo peneano suele acompañarse de la audición de un chasquido seguido de detumescencia rápida, dolor o no, incurvación del pene hacia el lado contrario a la fractura y aparición de hematoma genital.

En caso de que el hematoma sea de gran cuantía y comprima el cuerpo esponjoso, puede aparecer dificultad miccional aun estando íntegra la uretra.
Rodríguez Alonso A, González Blanco A, Cespón Outeda E, Bonelli Martín C, Lorenzo Franco J, Cuerpo Pérez MA et al. Fractura de pene. Aportación de un caso. Actas Urol Esp. 2001:25(10);765-769.

 

3. De las siguientes respuestas indique cuál NO es una posible complicación de la rotura de cuerpos cavernosos:

A. Fibrosis.    

B. Disfunción eréctil.    

C. Fístula uretrocutánea.    

D. Epispadias.    

E. Infección.

Respuesta correcta: D.
El epispadias consiste en una posición anómala del meato uretral, de origen congénito y debido a la ausencia de la parte dorsal de la uretra y de la piel suprayacente. El meato desplazado puede encontrarse sobre el glande, el cuerpo peneano o región penopubiana.
John P. Gearhart. Extrofia, epispadias y otras anomalías vesicales. En Campbell Urología, octava edición. Editorial Médica Panamericana.Walsh, Retik, Vaugha, Wei. 2005;2329-2394.

 

4. Indique cuál de las siguientes afirmaciones es correcta:

A. La rotura de cuerpos cavernosos NO es una urgencia urológica.    

B. La presencia de hematuria/uretrorragia debe advertirnos de posible afectación uretral.    

C. La fístula uretrocutánea es la complicación más frecuente de la rotura de cuerpos cavernosos.    

D. El tratamiento debe ser siempre diferido.    

E. La sutura debe realizarse con material irreabsorbible.

Respuesta correcta: B.

La uretra se encuentra envuelta del cuerpo esponjoso, de localización ventral e independiente de los cuerpos cavernosos. Si la rotura de la albugínea sobrepasa el cuerpo esponjoso, puede producirse daño uretral y la consiguiente uretrorragia. La fractura de cuerpos cavernosos es una urgencia, que precisa de tratamiento quirúrgico urgente con sutura absorbible, cuya complicación más frecuente es la fibrosis del cuerpo cavernoso.
Martínez Ruiz J, Pastor Navarro H, Carrión López P, Giménez Bachs JM, Donate Moreno M.J, Virseda Rodríguez JA. Fractura de cuerpos cavernosos. Serie de casos. Actas Urol Esp. 2008 jun;32(6) Madrid.

 

5. Cuál de las siguientes afirmaciones NO es correcta:

A. La desviación, en caso de producirse, es contralateral al lado de la lesión.    

B. La ecografía no es un método de imagen fiable para esta entidad.    

C. Es recomendable la evaluación de la uretra durante la cirugía.    

D. La disfunción eréctil es una complicación descrita en esta patología tras su resolución.    

E. El tratamiento diferido tiene peores resultados que el quirúrgico inmediato.

Respuesta correcta: B.
La ecografía es una prueba no invasiva, disponible de urgencias y que permite detectar roturas y el hematoma.
Lorenzo Romero JG, Segura Martín M, Salinas Sánchez M, Pastor Guzmán JM, Hernández Millán I, Martínez Martín M, et al. Rotura de cuerpos cavernosos: evaluación y manejo terapéutico. Actas Urol Esp. 1999;23(7):635-639.

 

METÁSTASIS HEPÁTICAS DE RÁPIDA APARICIÓN TRAS GASTRECTOMÍA SUBTOTAL POR ADENOCARCINOMA GÁSTRICO

1. En relación con el cáncer gástrico, ¿cuál de las siguientes alternativas es correcta?

A. La relación hombre: mujer es de 1:3.    

B. Incidencia de 40-45 por 100.000 habitantes.    

C. El tipo histológico más frecuente es el Linfoma MALT.    

D. Su incidencia comienza a elevarse sobre los 40 años y tiene su pico en la 7ª década de la vida.    

E. La localización más frecuente es en la unión esofagogástrica.

Respuesta correcta: D.
La incidencia de cancer gástrico se estima entre 10-15 casos por 100.000 habitantes, teniendo su pico entre la 6-8ª décadas de la vida. La relación entre hombre:mujer es de 2:1.
Krejs GJ. Gastric cancer: epidemiology and risk factors. Dig Dis. 2010;28:600-3. Epub 2010 Nov 18.

 

2. Ante un paciente con diagnóstico de cáncer gástrico en estadio T2N1M0, la actitud más correcta sería:

A. Tratamiento paliativo dadas las pocas opciones de supervivencia.    

B. Intervención quirúrgica más quimio-radioterapia postoperatoria.    

C. Quimioterapia neoadyuvante y posterior cirugía con intención curativa.    

D. Quimio-radioterapia paliativa.    

E. Gastrectomía con quimioterapia intraoperatoria.

Respuesta correcta: C.
En los tumores operables, estadio T2N1, el tratamiento preoperatorio con quimioterapia produce en un porcentaje elevado, disminución del tamaño tumoral con mejoría de la supervivencia libre de
enfermedad a largo plazo
.
Cunningham D, Allum W, Stenning S, Thompson J, Chir M, Van de Velde C, et al. Perioperative chemotherapy versus surgery alone for resectable gastroesphageal cancer. N Engl J Med. 2006; 355:11-20.

 

3. Para el diagnóstico de metástasis hepáticas en la estadificación del cáncer gástrico, ¿cuál de las siguientes respuestas es correcta?

A. La ecografía tiene la misma especificidad y sensibilidad que la tomografía computerizada.    

B. La resonancia magnética está indicada siempre como primera opción diagnóstica.    

C. El PET permite diagnosticar metástasis menores de 0,5 cm.    

D. La ecoendoscopia no tiene ningún valor en estos casos.    

E. La prueba de mayor rentabilidad diagnóstica es la laparoscopia exploradora con ecografía intraoperatoria.

Respuesta correcta: E.
Actualmente, la laparoscopia exploradora, en los casos indicados, es el método más seguro para el diagnóstico de metástasis hepáticas, teniendo unos resultados cercanos al 100%.
Sarela Al, Lefkowitz R, Brennan MF, Karpeh MS. Selection of patients with gastric adenocarcinoma for laparoscopic staging. Am J Surg. 2006;191: 134-8.

 

4. Diga cuál de las siguientes respuestas es la correcta con respecto al tratamiento de las metástasis hepáticas secundarias a adenocarcinoma gástrico:

A. Trasplante hepático según criterios de Milán.    

B. Quimioterapia neoadyuvante y posterior resección quirúrgica si la respuesta es adecuada.    

C. Radiofrecuencia en caso de metástasis irresecables.    

D. Resección quirúrgica sin importar el número de metástasis siempre que el volumen a resecar no supere el 60%.    

E. Quimioterapia como tratamiento paliativo.

Respuesta correcta: E.
Los pacientes con enfermedad metastásica se tratan con quimioterapia paliativa, que mejora la supervivencia comparada con únicamente cuidados paliativos.
Okines A, Verheij M, Allum W, Cunninghham D, Cervantes A. Gastric cancer: ESMO Clinical Practice Guidelines for diagnosis, treatment and followup. Ann Oncol. 2010;21:50-4.

 

5. La supervivencia promedio en pacientes con diagnóstico de neoplasia gástrica con metástasis hepáticas secundarias al mismo es:

A. 1-2 meses.    

B. 5 meses.    

C. 2 años.    

D. 18 meses.    

E. 9-12 meses.

Respuesta correcta: B.
El pronóstico de los pacientes con metástasis hepáticas secundarias a cáncer gástrico es malo, siendo su supervivencia aproximada de 5 meses.
Hwang E, Yang D, Kim C. Prognostic factors for survival in patients with hepatic recurrence after curative resection of gastric cancer. World J Surg. 33:1468-72.

 

APENDICITIS AGUDA EN PACIENTE CON SITUS INVERSUS TOTALIS NO CONOCIDO COMO CAUSA DE DOLOR EN FOSA ILÍACA IZQUIERDA

1. La primera prueba de imagen a solicitar en un paciente con dolor abdominal agudo en general y en fosa ilíaca izquierda en particular es:

A. Una tomografía computarizada con contraste oral e intravenoso.    

B. Una tomografía computarizada con contraste intravenoso pero sin contraste oral.    

C. Una placa simple de tórax y de abdomen en bipedestación.    

D. Una placa de tórax en bipedestación y de abdomen en decúbito supino.    

E. Una placa de abdomen con rayo horizontal.

Respuesta correcta: D.
La placa de tórax en bipedestación y la de abdomen en decúbito supino descartan causas de dolor abdominal (neumonías, obstrucción intestinal, etc.) y anomalías en la posición de las vísceras. El resto no están indicadas de entrada al no aportar información adicional (placa simple) e irradiar de manera importante (TC).

 

2. Señale la respuesta falsa de entre las siguientes opciones:

A. La tomografía computarizada es la prueba de imagen de elección para el diagnóstico de situs inverso.    

B. La placa de tórax normal excluye la situación de situs inverso.    

C. Una ecografía permite el diagnóstico de situs inverso en niños pequeños.    

D. La situación de situs inverso tiene su origen durante la rotación de las asas intestinales durante el período de gestación.    

E. La mayor parte de los casos de situs inverso se diagnostican de manera casual, principalmente durante el estudio de patología abdominal aguda y cardíaca.

Respuesta correcta: B.
Hay un porcentaje de situs inverso donde el ápex cardíaco se sitúa a la izquierda y que, por tanto, pueden cursar con placa de tórax normal.
Fulcher AS, Turner MA. Abdominal Manifestations of Situs Anomalies in Adults. RadioGraphics 2002; 22:14-39.

 

3. Entre los signos en la exploración clínica y física inicial que hacen sospechar la existencia de situs inverso se encuentra:

A. Dolor en fosa ilíaca izquierda iniciado en mesogastrio.    

B. Auscultación de latido cardíaco en hemitórax izquierdo.    

C. Desviación del eje cardíaco derecho e inversión de las ondas P y QRS en el electrocardiograma.    

D. Palpación de masa sólida por debajo del nivel de las costillas en hipocondrio izquierdo.    

E. Maniobra de Blumberg positiva en fosa ilíaca izquierda.

Repuesta correcta: C.
Si bien la mayoría de los situs inverso cursan con electrocardiograma normal, la desviación del eje cardíaco derecho e inversión de las ondas P y QRS deben hacer sospechar de la existencia de dextrocardia y por tanto, de la posible existencia de un situs inverso.
Nelson MJ, Pesola GR. Left Lower Quadrant pain of unusual cause. The Journal of Emergency Medicine 2001;20:241-5.

 

4. Es falso sobre el dolor abdominal agudo en fosa ilíaca izquierda:

A. La apendicitis izquierda es una entidad poco frecuente, encontrada sólo en pacientes con situación de situs inverso.    

B. La ecografía puede estar limitada en pacientes obesos y con movilidad reducida.    

C. La TC es la prueba de imagen de elección para descartar perforación de víscera hueca.    

D. La analítica y la exploración física es inespecífica en la mayoría de los casos.    

E. En el situs inverso no sólo la apendicitis origina dolor agudo en fosa ilíaca izquierda.

Respuesta correcta: A.
La apendicitis izquierda puede aparecer en pacientes con diversas anomalías en la disposición de las visceras abdominales, entre las que se encuentran el situs inverso y la malrotación intestinal.5 En estos pacientes, otras patologías en un principio no quirúrgicas, como la ileítis, pueden originar dolor en la fosa ilíaca izquierda.
Israelit S, Brook OR, Nira BR, Guralnik L, Hershko D. Left-sided perforated acute appendicitis in an adult with midgut malrotation: the role of computed tomography. Emerg Radiol. 2009; 16:217-8.

 

5. Sobre el abordaje quirúrgico de la apendicitis izquierda en un paciente con situs inverso señale la respuesta correcta:

A. La vía de abordaje es la misma que en casos de apendicitis derecha.    

B. La laparoscopia permite una completa exploración del abdomen en determinados pacientes.    

C. Las complicaciones postoperatorias son mayores debido a la especial disposición anatómica.    

D. La laparoscopia no sólo no está indicada, sino que está contraindicada en este tipo de pacientes dada la especial disposición anatómica.    

E. Son pacientes de alto riesgo quirúrgico según la clasificación ASA debido a las inherentes anomalías cardíacas presentes en estos pacientes.

Respuesta correcta: B.
La laparotomía puede impedir una exploración adecuada en estos pacientes, por lo que hay autores que también prefieren el abordaje laparoscópico.
Ministerio de Sanidad y Consumo, Gobierno Español, ISBN: 84-7670-673-1;DL:TO-544-2005.

 

MANEJO TERAPÉUTICO DE LA FÍSTULA LINFÁTICA CERVICAL COMO COMPLICACIÓN DE LAS DISECCIONES DE CUELLO

1. El diagnóstico definitivo de la aparición de una fístula linfática cervical se determina mediante:

A. Aparición de un bultoma en la zona quirúrgica.    

B. Aparición de un líquido blanquecino en el drenaje.    

C. Aparición de una colección en la resonancia magnética cervical.    

D. Análisis bioquímico del fluido almacenado en el drenaje.    

E. Todas las anteriores son correctas.

Respuesta correcta: D.
Si bien la sospecha de una fístula linfática cervical se puede sospechar con la aparición de un bultoma o la presencia de una colección en la resonancia magnética cervical, el diagnóstico definitivo lo proporcionará siempre el análisis de triglicéridos del líquido almacenado en el drenaje.

 

2. En caso de un diagnóstico intraoperatorio de la fístula linfática, el tratamiento comúnmente aceptado es:

A. Conservador con la utilización de soporte parenteral.    

B. Conservador con el uso de tetraciclinas.    

C. Quirúrgico con la utilización de talco.    

D. Quirúrgico la ligadura del conducto torácico, cubrir el defecto con colgajos o fascia muscular o pegamento de fibrina.    

E. Conservador con dieta rica en triglicéridos de cadena media.

Respuesta correcta: D.
Siempre que se pueda, una vez diagnosticada la presencia de una fístula linfática intraoperatoria, se debe proceder a la reparación quirúrgica de la misma. Generalmente con ligadura del conducto torácico o realización de colgajos
.
Roh JL, Yoon YH, Park CL. Chyle leakage in patients undergoing thyroidectomy plus central neck dissection for differentiated papillary thyroid carcinoma. Ann Surg Oncol. 2008;15:2576-2580.

 

3. Son medidas conservadoras en el tratamiento de la fístula linfática cervical todas las siguientes, excepto:

A. Dieta rica en triglicéridos de cadena media.    

B. Nutrición parenteral total.    

C. Descenso de la cabecera del paciente a 45 grados.    

D. Vendaje compresivo.    

E. Drenaje conectado a vacío.

Respuesta correcta: C.
Todas son medidas conservadoras aceptadas excepto el descenso de la cabecera, se debe mantener al paciente con un ascenso de la cabecera para intentar disminuir el débito de la fístula.
Fahimi H, Casselman FP, Mariani Ma, Van Boven WJ, Knaepen PJ, et al . Current management of postoperative chylothorax. Ann Thorax Surg. 2001; 71: 448-451.

 

4. Se debe plantear un tratamiento quirúrgico del paciente una vez no se consiga la resolución de la fístula linfática mediante tratamiento conservador en una de las siguientes situaciones:

A. Persistencia por encima de 1.000 mL durante los 5 primeros días.    

B. Un débito de 300 centímetros cúbicos al día de linfa por el drenaje.    

C. Asociación a episodio de quilotórax.    

D. Todas las anteriores.    

E. Ninguna de las anteriores.

Respuesta correcta: D.

Se debe plantear una actitud quirúrgica cuando la linforragia persiste durante más de treinta días, el débito es muy elevado (más de 300 centímetros cúbicos al día o más de 1.000 mL durante los 5 primeros días), o cuando se asocian a otras complicaciones (quilotórax).
Lorenz K, Abuazab M, Sekulla C, Nguyen-Thanh P, Brauckhoff M, Dralle H. Management of lymph fistulas in thyroid surgery. Langenbecks Arch Surg. 2010;395(7):911-917.

 

5. No es cierto sobre las medidas conservadoras en el tratamiento de la fístula linfática cervical:

A. El tratamiento con somatostatina debe iniciarse antes que la nutrición parenteral total.    

B. Se debe intentar un tratamiento conservador antes que un tratamiento quirúrgico.    

C. Si los objetivos no son alcanzados con el soporte oral o enteral, se recomienda incorporar en el tratamiento la nutrición parenteral total.    

D. El tratamiento con escleroterapia puede ser una medida eficaz.    

E. Se debe recomendar al paciente que evite la realización de esfuerzos.

Respuesta correcta: A.
Todas las medidas anteriores son correctas excepto la primera, ya que aunque existen algunos autores que proponen el tratamiento con somatostatina de entrada, es comúnmente aceptado que primeramente se deben adoptar medidas nutricionales.
Merante Boschin I, Meduri F, Toniato A, Pagetta C, Casalide E, Rubello D, et al. Cervical lymphorrea after nodal dissection: role of fasting based on clinical evidence. Minerva Chir. 2006;61(1): 57-62.

Para poder ofrecer los servicios de la web: www.aecirujanos.es y poder administrar la página,ASOCIACION ESPAÑOLA DE CIRUJANOS y, en su caso, otras empresas relacionadas con la prestación de los servicios contenidos en dicha web, guardaremos cierta información en su ordenador mediante el uso de las cookies. Si quiere saber qué son las cookies, cuáles utiliza esta página web y cómo eliminarlas, consulte la política de cookies de la web de ASOCIACION ESPAÑOLA DE CIRUJANOS. Política de cookies.

  Aceptar Política de cookies.